This page contains a Flash digital edition of a book.
COMUNICACIÓN DE VALORES Y POLÍTICAS PÚBLICAS


destacando sus valores, mientras que uno posiciona- do en el centro, lo hace prometiendo la implementa- ción de ciertas políticas. Los valores son más difíciles de implementar,


pero aumentan las probabilidades de triunfo del candidato dentro del partido; sin embargo no adju- dica ninguna ventaja en el terreno electoral al parti- do como marca. En un equilibrio mixto, el partido con valores


más fuertes, suele llevar ventaja en las encuestas. Por lo que si permitimos a los candidatos que se pre- senten bajo su ideología caen en una distribución de Pareto, lo que teóricamente conlleva una mejora en la sociedad a base de políticas en un equilibrio de separación, lo que no ocurre necesariamente en un equilibrio mixto. Pero el comportamiento del candidato cuan-


Habrá que cuidar al máximo las intenciones que muestran los candidatos hacia los electores. ¿Qué tipo de candidatos participarán de acuerdo a sus promesas políticas y cuáles otros mostrarán su ideología a través de sus acciones?


poco acerca de los candidatos; los investigadores ade- más, suelen ceñirse al tipo de políticas que los gober- nantes electos pondrán en marcha. Es decir, se asume que los candidatos basan su campaña en promesas políticas que solo tendrán que cumplir si ganan. He desarrollado un modelo de comunicación


estratégica entre candidatos informados y votantes desinformados en el que los candidatos tienen dos formas de comunicar sus mensajes, sus intenciones y su programa a los electores. Pueden tanto hacer ciertas promesas acerca de sus políticas o pueden comportarse de forma congruente con su ideología y el conjunto de valores y atributos. Un candidato que miente sobre sus intenciones políticas solamente experimenta un coste si es ele- gido; mientras que un candidato deshonesto en su ideología sufrirá un costo independientemente del resultado de la elección. En equilibrio, el candidato más extremista juega


23 NOVIEMBRE 2011


do aspira, va más allá; en muchas ocasiones, hacen apuestas demasiado arriesgadas que son muy cos- tosas para la contienda, pues habría que analizar de qué manera afecta al comportamiento del adversa- rio y el riesgo de que la campaña se convierta en una lucha de promesas. Lo que analizaremos a continuación es la con-


cepción estratégica de la campaña ante este tipo de disyuntiva, la forma que eligen los candidatos de comunicarse con los electores. Para lo que juega un papel fundamental el análisis que hacen los votan- tes, su nivel de información acerca de los discursos, propuestas, biografía del candidato...


¿Cuáles son las consecuencias de emplear una u otra estrategia o forma de comunicación? Intentaré responder y aclarar esta disyuntiva desde una simplificación del modelo Downsian de localiza- ción espacial, es decir, de qué forma y hasta qué pun- to los partidos políticos dejan de lado su ideología para ganar votos. Cómo los candidatos escogen una de dos posibles estrategias y de qué manera reper- cute en la transmisión de información a los electores. En este modelo presupongo que al votante solo


le importa el tipo de política que el candidato imple- mentará al llegar al poder y al mismo tiempo, que la única motivación de los candidatos es ganar. La política implementada por el candidato esta-


rá basada en su información confidencial, sus creen- cias, su visión de la vida, ideología y valores, por lo


Page 1  |  Page 2  |  Page 3  |  Page 4  |  Page 5  |  Page 6  |  Page 7  |  Page 8  |  Page 9  |  Page 10  |  Page 11  |  Page 12  |  Page 13  |  Page 14  |  Page 15  |  Page 16  |  Page 17  |  Page 18  |  Page 19  |  Page 20  |  Page 21  |  Page 22  |  Page 23  |  Page 24  |  Page 25  |  Page 26  |  Page 27  |  Page 28  |  Page 29  |  Page 30  |  Page 31  |  Page 32  |  Page 33  |  Page 34  |  Page 35  |  Page 36  |  Page 37  |  Page 38  |  Page 39  |  Page 40  |  Page 41  |  Page 42  |  Page 43  |  Page 44  |  Page 45  |  Page 46  |  Page 47  |  Page 48  |  Page 49  |  Page 50  |  Page 51  |  Page 52  |  Page 53  |  Page 54  |  Page 55  |  Page 56  |  Page 57  |  Page 58  |  Page 59