This page contains a Flash digital edition of a book.
chado en alguna parte y el temor de que fuese un plagio. Además, la llamó “Scram- bled Eggs” (huevos revueltos), mientras encontraba un título más adecuado. Era el primer tema que grababan los


Beatles saliéndose de la instrumentación clásica: ni guitarra ni bajo ni batería. Algo muy suave para lo que el público estaba acostumbrado a escuchar del cuarteto de Liverpool, pero luego se transformaría en una de las canciones más versionadas de la historia de la música popular (más de 3.000 interpretaciones). “(I can’t get no) Satisfaction” (1965):


Una vez más, el sueño ofrece revelacio- nes. Los Rolling Stone estaban de gira y en el Gulf Motel de Clearwater (Florida), Keith Richards se despertó de repente con un riff en la mente, tomó su guitarra, lo tocó y lo grabó para no olvidarlo al día siguiente, cuando se lo mostró a Mick Jagger. La mezcla final en estéreo de “Satisfaction” también culminó de madru- gada, el 11 de mayo de 1965. El tema “I be’s trubled”, grabado en 1941


por Muddy Waters (un granjero negro de Mississippi, intérprete de blues), fue pro- bablemente el ancestro emocional de la canción de los Stones, que estuvo 14 semanas en el Billboard Hot 100 de Esta- dos Unidos y es uno de los riffs de guita- rra que más han sido tocados. “All you need is love” (1967): El 25 de


junio se transmitió Our World (Nuestro Mundo), el primer programa de televisión vía satélite cuya señal fue vista en 26 paí- ses por más de 400 millones de personas. Los Beatles habían sido comisionados por la BBC (British Broadcasting Corporation) para representar al Reino Unido con un tema compuesto para la fecha. Cuando les llegó el turno, justo antes


de la transmisión, hubo un problema de sincronización de sonido que finalmen- te pudo resolverse. La canción fue gra- bada en vivo y se convirtió en una de las más famosas y memorables del cuarte- to. No sólo por la belleza de su música, que fusiona varias partes de otras piezas -incluso del compositor Johann Sebas- tian Bach-, sino también porque habla de un tema universal y recurrente: el amor. “Light my fire” (1966) : Era muy largo


(casi 7 minutos), pero aquel himno a la sexualidad con toques jazzísticos que interpretaba el carismático Jim Morri- son, colocaría a The Doors en la punta de las listas de hits musicales. La teatralidad cautivante de Morri- son sería vista durante la interpretación


léala en www.revistasaladeespera.com Bill Halley y Los Cometas


de esta canción en The Ed Sullivan Show, programa muy importante para aquel entonces. El único desliz fue el incum- plimiento del cantante que no acató la orden de Sullivan, quien le había pedi- do modificar ciertas frases. Morrison la cantó como quiso y alegó: “un despiste”. “Sympathy for the devil” (1968): Fue


una letra vista como indecorosa, para la época, con un peculiar ritmo de samba que asomaba el sendero oscuro por el cual parecían transitar “sus majestades satánicas”, Los Rolling Stones. Retoma- ron sus raíces blues y country para dar vida a un clásico guitarrero, cuya histo- ria surgió del libro El maestro y Margarita leído por Jagger, que hablaba de la visita del diablo a Moscú en compañía de una mujer vampiro y un gato negro fumador de puros. Se preparaba The Rollings Stones Rock &


Roll Circus y el tema se ensayó en el Hotel Londonderry, con Nicky Hopkins al piano y Rocky Dijon en las congas, algo que le dio un sonido tribal. Es considerada una de las mejores grabaciones de la banda y una de las mejores de la historia del rock. “Money” (1973): El fin de la guerra de


Vietnam y el escándalo de Watergate fue- ron hechos que inspiraron muchos temas musicales durante los años setenta.


El disco The Dark Side of the Moon


surgió en medio de una discusión entre los integrantes de Pink Floyd, quienes hablaban en la cocina de la casa de Nick Mason sobre temas que les preocupaban: el dinero, la muerte, la locura y el tiempo. Y nació la canción “Money”, que luego se convertiría en un hit a pesar de su larga duración (casi 7 minutos), algo que no importó. Los solos melodiosos de guita- rra habían llegado para instalarse. “Hotel California” (1976): Es el tema


homónimo de un disco que hablaba sobre el hedonismo latente en los años setenta. Para algunos es una balada ase- sina que evoca un lugar donde el mal, la pérdida del amor y las tentaciones ace- chan detrás de las palmeras plantadas en macetas y las sonrisas de bienvenida. El duelo electrizante entre Joe Walsh y Don Fender es uno de los más memorables de la historia del rock. “Thriller” (1982): Ya se sabe que este


álbum sorprendió con ventas abrumado- ras, más de 40 millones de copias cuando fue publicado por primera vez y despa- chó un millón de copias al mes, durante el primer semestre de 1983. Lo curioso es que su productor, Quincy Jones, no creía que sería un éxito en ventas y opinaba que el tema “Billie Jean” no era lo suficien-


Agosto 2010 | Edición Aniversario | | 53


Page 1  |  Page 2  |  Page 3  |  Page 4  |  Page 5  |  Page 6  |  Page 7  |  Page 8  |  Page 9  |  Page 10  |  Page 11  |  Page 12  |  Page 13  |  Page 14  |  Page 15  |  Page 16  |  Page 17  |  Page 18  |  Page 19  |  Page 20  |  Page 21  |  Page 22  |  Page 23  |  Page 24  |  Page 25  |  Page 26  |  Page 27  |  Page 28  |  Page 29  |  Page 30  |  Page 31  |  Page 32  |  Page 33  |  Page 34  |  Page 35  |  Page 36  |  Page 37  |  Page 38  |  Page 39  |  Page 40  |  Page 41  |  Page 42  |  Page 43  |  Page 44  |  Page 45  |  Page 46  |  Page 47  |  Page 48  |  Page 49  |  Page 50  |  Page 51  |  Page 52  |  Page 53  |  Page 54  |  Page 55  |  Page 56  |  Page 57  |  Page 58  |  Page 59  |  Page 60  |  Page 61  |  Page 62  |  Page 63  |  Page 64  |  Page 65  |  Page 66  |  Page 67  |  Page 68  |  Page 69  |  Page 70  |  Page 71  |  Page 72  |  Page 73  |  Page 74  |  Page 75  |  Page 76  |  Page 77  |  Page 78  |  Page 79  |  Page 80  |  Page 81  |  Page 82  |  Page 83  |  Page 84  |  Page 85  |  Page 86  |  Page 87  |  Page 88  |  Page 89  |  Page 90  |  Page 91  |  Page 92  |  Page 93  |  Page 94  |  Page 95  |  Page 96  |  Page 97  |  Page 98  |  Page 99  |  Page 100  |  Page 101  |  Page 102  |  Page 103  |  Page 104  |  Page 105  |  Page 106  |  Page 107  |  Page 108  |  Page 109  |  Page 110  |  Page 111  |  Page 112  |  Page 113  |  Page 114  |  Page 115  |  Page 116  |  Page 117  |  Page 118  |  Page 119  |  Page 120  |  Page 121  |  Page 122  |  Page 123  |  Page 124  |  Page 125  |  Page 126  |  Page 127  |  Page 128  |  Page 129  |  Page 130  |  Page 131  |  Page 132  |  Page 133  |  Page 134  |  Page 135  |  Page 136  |  Page 137  |  Page 138  |  Page 139  |  Page 140  |  Page 141  |  Page 142  |  Page 143  |  Page 144  |  Page 145  |  Page 146  |  Page 147  |  Page 148  |  Page 149  |  Page 150  |  Page 151  |  Page 152  |  Page 153  |  Page 154  |  Page 155  |  Page 156  |  Page 157  |  Page 158  |  Page 159  |  Page 160  |  Page 161  |  Page 162  |  Page 163  |  Page 164  |  Page 165  |  Page 166  |  Page 167  |  Page 168  |  Page 169  |  Page 170  |  Page 171  |  Page 172  |  Page 173  |  Page 174  |  Page 175  |  Page 176  |  Page 177  |  Page 178  |  Page 179  |  Page 180
Produced with Yudu - www.yudu.com