search.noResults

search.searching

dataCollection.invalidEmail
note.createNoteMessage

search.noResults

search.searching

orderForm.title

orderForm.productCode
orderForm.description
orderForm.quantity
orderForm.itemPrice
orderForm.price
orderForm.totalPrice
orderForm.deliveryDetails.billingAddress
orderForm.deliveryDetails.deliveryAddress
orderForm.noItems
EL DREAM ACT Y EL PROGRAMA DACA


LA PRIMERA "SOÑADORA" En 1998, Tereza Lee, una joven indocumentada de 15 años de edad vio a su hermano menor ser atropellado por un coche. Luego vio a sus padres, aterrorizados ante la idea de involucrar a la policía, culpar al niño del accidente y pagar los costos médicos de su bolsillo. Este incidente puso en evidencia una dura realidad que la joven tendría que enfrentar al hacerse mayor: si su hermano, por ser indocumentado, no tenia acceso a la cobertura médica que necesitaba, ¿cómo podría ella, sin tener estatus legal, tener acceso a una buena educación?


Lee le confesó sus preocupaciones a una profesora, quien contactó al senador demócrata de Illinois Dick Durbin. El senador, conmovido por la historia de Lee y otras historias de jóvenes indocumentados, presentó en abril de 2001 ante el Congreso un proyecto de ley que se llamó Ley de Fomento para el Progreso, la Asistencia y la Educación para Menores Extranjeros (conocido como el DREAM Act).


EL DREAM ACT EN LA ACTUALIDAD El DREAM Act de 2001 tenía un fuerte apoyo de parte de los dos partidos políticos mayoritarios, y había grandes probabilidades de ser aprobado. Sin embargo, los ataques terroristas del 11 de septiembre de 2001 causaron que las primeras audiencias, programadas para el 12 de septiembre, fueran canceladas, cambiando radicalmente el debate migratorio en los EE. UU. Desde entonces, se han presentado al menos diez versiones del DREAM Act, pero ninguna ha hecho ley. En 2010, el DREAM Act fue aprobado en la Cámara de Representantes, pero fue rechazado por el Senado. La Cámara de Representantes aprobó una versión actualizada del DREAM Act en 2019, pero es poco probable que se apruebe en el Senado.


EL DACA


En 2012, ante la evidente incapacidad del Congreso de aprobar el DREAM Act o una ley similar, Obama respondió con una medida ejecutiva llamada Acción Diferida para los Llegados en la Infancia, conocida como DACA. DACA no es una ley; fue una decisión del Departamento de Seguridad Nacional que consistía en no proceder a la deportación de un grupo determinado de inmigrantes indocumentados. DACA no ofrece una vía para obtener la ciudadanía y debe renovarse cada dos años, pero sí permite a los beneficiarios estudiar y trabajar legalmente. Aquellos que se oponen a DACA alegan que el programa fue un abuso del poder ejecutivo, y que la facultad de crear políticas migratorias le corresponde únicamente al Congreso.


Para calificar para DACA, los solicitantes deben aplicar, pagar una cuota de $495, y cumplir con ciertos requisitos, entre ellos: • haber sido menor de 31 años de edad el 15 de junio de 2012 • haber llegado al país antes de cumplir 16 años de edad


• estar inscrito en la escula, haberse graduado de la escuela secundaria, tener un certificado de Desarrollo de Educación General (GED), o estar retirado con honores del ejército • no haber sido condenado por un delito grave, un delito menor significativo, o tres o más de delitos menores


El senador Dick Durbin (D-IL) saluda a Tereza Lee antes de una audiencia del Comité Judicial del Senado sobre el DREAM Act, 28 de junio de 2011


En el año 2017, DACA ya beneficiaba a casi 800,000 personas de los aproximadamente 1.3 millones de jóvenes elegibles a aplicar. Algunos estudios señalan que, tras


obtener DACA, los beneficiarios lograron conseguir mejores empleos, crear pequeños negocios, abrir cuentas bancarias, comprar viviendas y obtener títulos universitarios, actividades que constituyen un valioso aporte a sus comunidades y a la economía nacional.


EL FIN DEL DACA


En septiembre de 2017, el presidente Trump anunció el fin de DACA: dejarían de aceptar solicitudes y solo permitirían la renovación de dos años durante un lapso de tiempo limitado. En caso de que el plazo de validez del DACA hubiera caducado, las personas ya no estarían protegidas contra la deportación. Las demandas judiciales contra el gobierno no se hicieron esperar. En enero del 2018, un juez federal de California ordenó que el gobierno debía seguir aceptando solicitudes mientras se resolvían los procesos judiciales.


LA CORTE SUPREMA En noviembre del 2019, la Corte Suprema escuchó los argumentos de tres casos unificados vinculados al DACA. Aquellos a favor de mantener el programa sostuvieron que, como una gran cantidad de personas dependen del DACA, el gobierno de Trump tiene la obligación de dar una explicación más concreta de por qué busca ponerle fin al programa. Desde el punto de vista jurídico, el gobierno podría cancelar DACA si emite un informe con una explicación detallada. Este proceso busca aplazar el cierre de DACA hasta que se apruebe el DREAM Act o hasta que asuma un nuevo gobierno.


Se espera que la Corte Suprema tome una decisión a principios de 2020.•


8 ROUNDABOUT THEATRE COMPANY


Page 1  |  Page 2  |  Page 3  |  Page 4  |  Page 5  |  Page 6  |  Page 7  |  Page 8  |  Page 9  |  Page 10  |  Page 11  |  Page 12  |  Page 13  |  Page 14  |  Page 15  |  Page 16  |  Page 17  |  Page 18  |  Page 19  |  Page 20  |  Page 21  |  Page 22  |  Page 23  |  Page 24