This page contains a Flash digital edition of a book.
TAPA


la empresa. “Por supuesto, esto no es sin volatilidad. Con el paso de los años, tuvi- mos que compensar oportunidades per- didas en países como Venezuela. Luego nos encontramos con situaciones donde los gobiernos marcan tarifas de impor- tación como en Argentina, y otras barre- ras para entrar con altas tasas de impor- tación. Así que estas situaciones pueden poner inesperadamente un freno en el negocio, pero somos afortunados de ha- ber visto un crecimiento consistente en Colombia, Bolivia, El Salvador y Brasil”, exclamó Richard Cocco Jr., presidente y CEO de la compañía de Nueva York, destacando su interés en expandirse en países como Perú, Uruguay, Pa- raguay, Guyana, Surinam, Islas Malvinas y Venezuela. Una situación diferente se


presenta en Martin Strings – marca del fabricante de gui- tarras C. F. Martin & Co., Inc. – la cual con la ayuda de sus distribuidores en la región y a través de años de experiencia en exportaciones, está pudien- do lidiar con los problemas lo-


Magma Music


Carbon & Assemble Incursionando en el segmento de


guitarra clásica, lanzaron las Magma Carbon y Assemble. En las Carbon - 1º, 2º y 3º de carbono -, los agudos de carbono y los bajos de entorchado plateado se encuentran balanceados y permiten obtener, según la empresa, mayor entonación, volumen, ataque y durabilidad. Las Assemble tienen 1º y 2º de nylon y 3º de carbono con bajos entorchados plateados combinando mayor brillo, volumen y durabilidad. Ambas disponibles en diferentes tensiones. www.magmastrings.com


Las cuerdas son el ‘héroe ignorado’ de la guitarra. Sin embargo, las redes sociales han abierto nuevos debates sobre el impacto de las mismas en el sonido de la guitarra. – Timothy McNair, Martin Strings


Martin Strings


Retro Series Cuerdas para guitarra acústica,


fabricadas con una mezcla de aleaciones basada en níquel de larga duración que se ablandan rápido dando un tono vintage. Importadas de la época dorada de las acústicas, las Retro aportan el sonido ‘de madera’ de una guitarra acústica. El uso de la mezcla de níquel data de comienzos del siglo XX pero desapareció a finales de los ’60 debido al costo de la aleación. Los músicos pueden ahora capturar de nuevo la gloria del tono acústico con este modelo, ahora disponible en cuatro calibres, incluyendo las ediciones Tony Rice y Laurence Juber. www.martinstrings.com


Lorena Medina, directora de Magma Music


gísticos para servir a la región sin mayores percances. “Actualmente, fabricamos


nuestras cuerdas en América Latina, más específicamente en México. Además, hemos asignado un manager para el territorio que está viajan- do por la región para trabajar con los distribuidores y esta- mos mejorando nuestra ofer- ta de producto para reflejar


las culturas latinoamericanas y satis- facer los requerimientos de los músicos locales”, explicó Timothy McNair, ma- nager general de Martin Strings. Otra marca que viene trabajando


Timothy McNair, manager general, y Jerry Lawlor, manager internacional de ventas, de Martin Strings


en la región desde 1973 - año en que fue fundada la empresa - es la reconocida D’Addario. Latinoamérica no sólo ha sido un mercado importante para sus ventas, sino también para el desarrollo de productos, habiendo creado varios específicamente para el mercado lati- no. David Via, vicepresidente de ventas de la empresa, contó que a pesar de que el mayor crecimiento de D’Addario pre- viamente vino desde los países suda- mericanos, han visto un aumento sig- nificante en América Central y México durante los últimos años. “A lo largo de los últimos 10 ó 12 años, hemos visto un crecimiento tremendo en toda América


46 www.musicaymercado.org @musicaymercado fb.com/musicaymercado


Page 1  |  Page 2  |  Page 3  |  Page 4  |  Page 5  |  Page 6  |  Page 7  |  Page 8  |  Page 9  |  Page 10  |  Page 11  |  Page 12  |  Page 13  |  Page 14  |  Page 15  |  Page 16  |  Page 17  |  Page 18  |  Page 19  |  Page 20  |  Page 21  |  Page 22  |  Page 23  |  Page 24  |  Page 25  |  Page 26  |  Page 27  |  Page 28  |  Page 29  |  Page 30  |  Page 31  |  Page 32  |  Page 33  |  Page 34  |  Page 35  |  Page 36  |  Page 37  |  Page 38  |  Page 39  |  Page 40  |  Page 41  |  Page 42  |  Page 43  |  Page 44  |  Page 45  |  Page 46  |  Page 47  |  Page 48  |  Page 49  |  Page 50  |  Page 51  |  Page 52  |  Page 53  |  Page 54  |  Page 55  |  Page 56  |  Page 57  |  Page 58  |  Page 59  |  Page 60  |  Page 61  |  Page 62  |  Page 63  |  Page 64  |  Page 65  |  Page 66  |  Page 67  |  Page 68  |  Page 69  |  Page 70  |  Page 71  |  Page 72  |  Page 73  |  Page 74  |  Page 75  |  Page 76  |  Page 77  |  Page 78  |  Page 79  |  Page 80  |  Page 81  |  Page 82  |  Page 83  |  Page 84