This page contains a Flash digital edition of a book.
el Cuervo
embarazosa de la ceremonia del rito
comentario. Realmente se convierte en una
público”(p.20). Más adelante el narrador afirma:
crítica severa al sistema capitalista
“Aleluya era tan tieso y meticuloso y correcto
norteamericano. Sin embargo la crítica aparece
que Gerardo se sentía vagamente infecto” (p.21).
atenuada precisamente por el juego irónico.
Allí mismo se señala:
En una sentencia muy lúcida Aleluya señala
Aleluya podía portarse como un ser
que “habría que hacer una antología de las cosas
apaciguante, un mediador en la defectuosa
que se escriben en estas paredes”(p. 19). Se
justicia humana pero jamás el movimiento
refiere al Graffiti, que aparece en los muros.
de un músculo de su cara, una suavidad
Estudios recientes han reconocido el valor
sucaril en sus ojos ni una palabra lo
comunicativo del Graffiti, especialmente para los
traicionarían; un acto de debilidad no
sectores marginados de la sociedad. Intuimos
derribaría su imagen pública de apóstol
cómo en cada situación en que interviene la figura
militante (p.21).
de Aleluya ésta va adquiriendo rasgos distintivos
y únicos, por su alto grado de conciencia y por
La ironía romántica propone la
su abarcadora forma de entender la realidad.
objetividad de la obra literaria. El autor de una
Jacques Joset señala:
obra está por encima de sus pasiones subjetivas.
Aleluya es la voz del autor en muchas ocasiones
Aleluya, héroe imaginario, tiene además
dentro de la novela. Ha logrado plasmar la
todas las cualidades de un revolucionario
objetividad irónica.
perfecto, y se instala cada vez más en la
categoría de los entes alegóricos cuyos
La figura de Aleluya va tomando
nombres corresponden a una función:
contornos de deidad. Es un ser parsimonioso,
Aleluya es el grito de alegría de la comunidad
adusto, sereno y sobre todo con una gran
niuyorican, el espíritu ubicuo de la resistencia
conciencia. Estos rasgos de su personalidad le
del Barrio al capitalismo aplastante y el mito
permiten intervenir en las situaciones más
terrorífico para los yanquis de la
47
comprometedoras y recalcitrantes. El propio
conspiración contra sus propios mitos: .
autor le concede la gracia de convertirse en la
Aleluya ha logrado superar la asimilación
principal figura irónica de la trama ficticia. A su
cultural porque ha desarrollado, entre otros
vez, se ha convertido en la conciencia irónica
conocimientos, su capacidad de aprender
del autor. Con pleno convencimiento de que el
idiomas. Eduardo C. Béjar señala:
personaje de Aleluya es la conciencia irónica del
texto, por ser quien evalúa la propia narración,
“En su funcionamiento políglota__ habla
el narrador afirma: “Aparte su riguroso control
lenguas tan apartadas como el guaraní, el
sobre su aparato lógico Aleluya era incapaz de
yiddish y el judeo-español__ se resume la
evitar ciertos deslizamientos hacia la asociación
presencia de un ámbito exílico que socava
de ideas” (p.22).
los principios de asimilación con que toda
sociedad de serialización construye su
Emilio Díaz Valcárcel juega con la figura
48
hegemonía .
de Aleluya ya que éste precisamente se ha
convertido en el portavoz de sus ideas sobre la
En otro momento se señala: “Entonces
ironía, que es el marco artístico sobre el cual
Aleluya dio tres golpecitos en la primera puerta.
descansa la novela. La ironía se ha definido
Todo 1o que hacía adquiría la calidad
también como un deslizamiento de ideas hacia
57Año 20-21, Número 40-41, julio a junio de 2008-09
Page 1  |  Page 2  |  Page 3  |  Page 4  |  Page 5  |  Page 6  |  Page 7  |  Page 8  |  Page 9  |  Page 10  |  Page 11  |  Page 12  |  Page 13  |  Page 14  |  Page 15  |  Page 16  |  Page 17  |  Page 18  |  Page 19  |  Page 20  |  Page 21  |  Page 22  |  Page 23  |  Page 24  |  Page 25  |  Page 26  |  Page 27  |  Page 28  |  Page 29  |  Page 30  |  Page 31  |  Page 32  |  Page 33  |  Page 34  |  Page 35  |  Page 36  |  Page 37  |  Page 38  |  Page 39  |  Page 40  |  Page 41  |  Page 42  |  Page 43  |  Page 44  |  Page 45  |  Page 46  |  Page 47  |  Page 48  |  Page 49  |  Page 50  |  Page 51  |  Page 52  |  Page 53  |  Page 54  |  Page 55  |  Page 56  |  Page 57  |  Page 58  |  Page 59  |  Page 60  |  Page 61  |  Page 62  |  Page 63  |  Page 64  |  Page 65  |  Page 66  |  Page 67  |  Page 68  |  Page 69  |  Page 70  |  Page 71  |  Page 72  |  Page 73  |  Page 74  |  Page 75  |  Page 76  |  Page 77  |  Page 78  |  Page 79  |  Page 80  |  Page 81  |  Page 82  |  Page 83  |  Page 84  |  Page 85  |  Page 86  |  Page 87  |  Page 88  |  Page 89  |  Page 90  |  Page 91  |  Page 92  |  Page 93  |  Page 94  |  Page 95  |  Page 96  |  Page 97  |  Page 98  |  Page 99  |  Page 100  |  Page 101  |  Page 102  |  Page 103  |  Page 104  |  Page 105  |  Page 106  |  Page 107  |  Page 108  |  Page 109  |  Page 110  |  Page 111  |  Page 112  |  Page 113  |  Page 114  |  Page 115  |  Page 116  |  Page 117  |  Page 118
Produced with Yudu - www.yudu.com